Yo… quería una granja en África

el faro de septiembreCuando habitaba en la ciudad, realizaba numerosas escapadas buscando aire libre y horizonte, envidiaba las casas de pueblo, las masías perdidas y los balcones a pie de un acantilado. Fantaseaba con ser empleada de un faro y andaba peligrosamente por los cortados tratando de acercarme lo más posible a alguno de ellos, intentando asomarme a una ventana, sólo por ver si de verdad existían vestigios de vida cotidiana, vislumbrar una taza de café humeante sobre una pequeña mesa repleta de aparejos de mar, o, para mi desilusión, descubrir que un panel lleno de lucecitas era el que gobernaba el poderoso haz de luz nocturno.

La voluntad propia, alguna que otra coyuntura y la necesaria cabezonería se confabularon para ayudarme a vencer el miedo al cambio y hace como cinco años ya, que vivo en una casa en el campo, primero en una casa en la loma de un castillo, cuya dirección era como la dirección de un cuento de hadas y donde un empinado camino -desde donde se vislumbraba la planicie serpenteada por una larga alfombra gris de asfalto, la ciudad y el mar-, me conectaba con el abigarrado pueblo. Aquella era mi casa, la casa perfecta, la casa soñada, la casa eterna a la que busqué y me encontró, algún día, quizás en otro tiempo u otro espacio, podré volver.

casavolante.jpg

Sumergida en un valle cerca del río, justo al comienzo de la serranía, entre dos pueblos distantes que cultivan campos de secano reconvertidos en huertos de naranjo con riego de goteo, acequias sin agua habitadas por sabios sapos, insaciables roedores mondadores y erizos huidizos se encuentra ahora mi nueva casa, la casa de siempre, la casa de todos, que me acoge en éstos tiempos aciagos. Es una casa orientada al paisaje, aunque de ventanas pequeñas. Por aquí han transcurrido, ya casi, cuatro estaciones, los días pasan lentos, pero los años rápidos; sin embargo, ni los días, ni las noches son todas iguales.

El roto, viñeta El País

Recién llegado el pasado otoño, el verano parecía querer instalarse indefinidamente en esta latitud. Después de un final de estación en llamas, de una noche de sirenas, altavoces y resplandor rojo anaranjado tras las ventanas, casi al día siguiente el agua calló con fuerza arrastrando las tierras cenizas, no daba paso al frío, sino a un renovado calor bochornoso y pegajoso.

Durante el mes de octubre, la lluvia apareció de nuevo, tímidamente, en varias ocasiones. Tras ella, un día una bruma espesa formaba una pantalla blanca recortada por los árboles en los campos de cultivo frente a mi ventana: el horizonte desapareció, se oían fuertes voces de los jornaleros faenando, golpes de grandes cajones y ruido de tractores entre los lindes de los campos. La temporada de caza había comenzado, al amanecer sonaban los ecos de tiros de escopeta inquietantemente cerca, aunque las montañas más próximas se encuentran a un par de kilómetros. Al hundir la vista en el horizonte, la niebla me devolvía mis pensamientos, la pantalla en blanco vacía, recortada por un primer plano de las copas verdes de los árboles semejaba el fondo virtual del plató de grabación del programa del tiempo de televisión, donde el presentador, al que como espectadores vemos delante de un gran mapa o de curiosas fotografías meteorológicas, mueve sus braEl show de Trumanzos sobre un fondo verde vacío señalando nubes y claros, tormentas y vientos imaginarios en una trepidante danza sincronizada. ¿Y si lo que creemos que es la realidad, todo lo que vemos, lo que tocamos, lo que oímos formara parte de un gran decorado virtual? ¿Y si salgo afuera, me acerco a la niebla y alargando la mano, descubro que ésta es un lienzo inmenso que puedo traspasar, como el personaje protagonista de la película El show de Truman?

En esos días brumosos, es mejor fijar la vista en rutinas concretas, tareas domésticas, economía casera o trabajos campestres, ensimismarse con las filas de hormigas o con las telas de araña, con las golondrinas que vuelan bajo o con el búho que cuelga del poste junto a la carretera, o… cambiar la pantalla del paisaje por la hoja en blanco del ordenador donde construir otra realidad, distinta, diferente, intemporal, modificable a mi antojo, sobre la que lanzar rayos y truenos, poderosos rayos solares, vientos huracanados o cubrir de una espesa y misteriosa niebla.

A. Ferri

Saorise Ronan beautiful

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

SANADOR DE PAREJAS

EL ÚNICO BLOG DEDICADO A LA COMPRENSIÓN DEL FENÓMENO AMOROSO Y A LA REPARACIÓN EFICIENTE DEL VÍNCULO ENTRE LOS GÉNEROS

Martes de cuento

No hace falta quemar libros si el mundo empieza a llenarse de gente que no lee. Fahrenheit 451

Pocas Luces

Un viaje corto, una vuelta manzana.

Espaciocrea : : Escritura Creativa en Valencia

Cursos y talleres presenciales de escritura creativa en Valencia. Recursos para escritores y encuentros del taller literario. Club de novela, poesía y narrativa breve. Comunidad de microrrelatos, haikus y cuentos. Desafíos lunares internacionales en Facebook y en Twitter. Espacio para compartir tus creaciones y relatos en cadena. El otro blog de Aurora Luna

Ideas de una mujer ebria

Gifs y jpgs sobre poesía

Página transversal

Pensamiento, crítica, movilización

Aprendiz de la vida

No importa si lo que escribes es bueno o malo, lo importante es que sea tuyo

Emociones encadenadas

Emociones que se encadenan, unas tras otras. Encadenadas emociones que te atrapan, que te colapsan, que te impulsan y te hacen reaccionar...

luzsobretodo

"La vida no es un tener y conseguir, sino Ser y Convertir"

lascosasqueescribo

Encontrareis relatos, micros, poemas y otras curiosidades

Comienzo de 0

Artículo 19. Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión. ---Declaración Universal de Derechos Humanos.

Facultades mentales

Crees que yo corro tras lo extraño porque no conozco lo bello, pero no, es porque tú no conoces lo bello que yo busco lo extraño. (Georg Christoph Lichtenberg) El camino verdadero pasa por una cuerda, que no está extendida en alto sino sobre el suelo. Parece preparada más para hacer tropezar que para que se siga su rumbo. (Franz Kafka) La noche y yo hemos perdido / Así hablo yo, cobardes. / La noche ha caído y ya se ha pensado en todo. (Alejandra Pizarnik) Un artista nunca trabaja bajo condiciones ideales. Si ellas existieran, su trabajo no existiría, porque el artista no vive en el vacío. Debe existir alguna clase de presión. El artista existe porque el mundo no es perfecto. El arte no sería útil si el mundo fuera perfecto, así como el hombre no buscaría la armonía si simplemente viviera en ella. El arte nació de un mundo que ha sido diseñado enfermo. (Andréi Tarkovski) ¿Qué haría yo sin lo absurdo y lo fugaz? (Frida Kahlo) Nadie está libre de decir estupideces. Lo grave es decirlas con énfasis (Michel de Montaigne)

escriboloquesientoypienso.wordpress.com/

Desde mi corazón... esta soy yo

textosensolfa

Textos en Solfa es el lugar de la traducción literaria, las palabras palpitantes y el prisma del lenguaje.

El trastero de mi mente

Un paseo por el pensamiento, las emociones y el arte...

Caminar por la playa

Fragmentos recogidos

Luna de papel :: Talleres Literarios en Valencia

El blog de Aurora Luna. Talleres de escritura creativa en Valencia. Club de lectura. Cursos de novela, poesía, cuento y narrativa breve. Recursos para escritores y herramientas para aprender a escribir en el taller literario. Reflexiones sobre creatividad y literatura. Master class, profesores, clases presenciales y seminarios de creación literaria adscritos a "LIBRO, VUELA LIBRE". Comunidad de escritores y lectores en Valencia. Dinámicas en curso y ejercicios de escritura creativa. Palabras, concursos, vuelos y encuentros literarios.

Vida de Peatón

Transeúnte, usuario del metro, pasajero de microbuses...

AKANTILADO. Literatura, pensamiento, crítica... Un blog de Irad Nieto

"Si tanto falta es que nada tuvimos", Gabriela Mistral.

A %d blogueros les gusta esto: